Oprime LIKE abajo

Emergencias Veterinarias

Al momento de adquirir una mascota son varias las cosas que debemos considerar. Entre ellas se encuentran, el presupuesto que debemos reservar para los gastos veterinarios los que incluyen vacunas anuales, preventivos y productos de mantenimiento y otros. Las emergencias son circunstancias muy importantes a considerar.

Al igual que hacemos un presupuesto para vacaciones, mejoras a nuestro hogar, estudios universitarios de nuestros hijos, asi mismo debemos planificar para cubrir los gastos médicos de nuestras mascotas. Las emergencias no se planifican, siempre ocurren en el momento menos esperado, por lo tanto debemos prepararnos con anticipación y no esperar a que sucedan para decidir ¿qué vamos a hacer?, ¿dónde vamos a ir? ¿de dónde vamos a sacar el dinero?, preguntas que nos crean un alto grado de angustia al momento de ver nuestra mascota sufriendo.

En respuesta a estas preguntas les sugerimos que conozca las clínicas veterinarias que ofrecen servicio de emergencia en su área, su localización, la ruta de acceso mas rápida, sus horarios de servicios, si trabajan durante las noches, fines de semana y dias feriados. Tenga siempre accesible los números de teléfono de estas clínicas, preferiblemente en un lugar visible como en la puerta de la nevera por ejemplo. De surgir la emergencia llame inmediatamente y pida orientación sobre que hacer al momento o mejor aún, vaya directamente a la clínica.

Debemos mantener a nuestra mascota bien cuidada practicando la medicina preventiva, pero también debemos educarnos para saber reconocer que es una emergencia para poder ayudar a su mascota. Ejemplos de emergencias son traumas, accidentes de auto, ingestión de cualquier producto químico o veneno, vómitos y/o diarreas, problemas de parto, problemas respiratorios entre otros. Nunca pase por alto cualquier anomalía en la conducta de su mascota, llame inmediatamente a su veterinario y consulte sus dudas.

Un trauma se considera cualquier tipo de golpe o lesión, como consecuencia de esto pueden surgir abrasiones, contusiones, torceduras y/o fracturas que requerirán la atención inmediata de un veterinario. Cualquier accidente de auto donde se vea involucrado una mascota debe atenderse de inmediato, ya que quizás al momento pudiera no ser nada serio pero al paso de las horas pueden surgir complicaciones.

 

 


La ingestión de cualquier producto químico es considerada emergencia, estos pueden variar desde detergentes, hasta venenos como lo son plaguicidas, herbicidas, plantas caseras entre otros. Si usted conoce que producto ingirió su mascota, lleve el envase del producto al momento de llevarlo a la clínica para poder identificar el ingrediente activo y poder ganar tiempo en administrar el tratamiento correcto. Nunca administre medicamentos a su mascota si no los ha prescrito su veterinario, la intoxicación con medicamentos administrados por sus propios dueños es una de las emergencias mas comunes en las clínicas de emergencias.

Otra emergencia común es el envenenamiento con sapo, los perros pueden intoxicarse con una sustancia que se encuentra en la piel de los sapos. De ello ocurrir, lave la boca del animal con mucha agua y llévelo a la clínica mas cercana inmediatamente ya que esto podría ser mortal. Los vómitos y/o diarreas pueden ser los síntomas de una enfermedad por lo tanto no debemos tomarlo como algo insignificante. Los problemas al momento del parto es una emergencia, si la mascota presenta problemas al momento del parto debe procurarse asistencia veterinaria de inmediato.

Muchas de estas situaciones de emergencia conllevan realizar pruebas diagnósticas, radiografías, terapia de fluídos, medicamentos, y hospitalización por varios dias según sea el caso. De aquí la importancia de prepararse con anticipación para afrontar la responsabilidad económica que esto representa.

Una buena sugerencia es que obtenga una tarjeta de crédito cuyo único propósito sea utilizarla para cubrir las necesidades de su mascota, asi tendrá control de sus gastos y un recurso en el momento de una emergencia. Al igual podría tener una cuenta de ahorros donde deposite regularmente con este propósito, el cual sería equivalente a pagar mensualmente un plan médico para su mascota, la cual a diferencia de un plan médico solo lo utiliza cuando sea necesario y además gana intereses.

Hay que tomar en cuenta que el adquirir una mascota debe ser una decisión bien pensada, tomando en consideración que representa una responsabilidad, y un compromiso económico que afecta a toda la familia. Seamos dueños responsables, tomemos medidas preventivas, educándonos correctamente, y siguiendo siempre los consejos que un profesional en el campo de la medicina veterinaria le provea.

Colaboración de: Yolanda Del Valle Cancel, Tecnóloga en Salud Animal Administradora Animal Emergency Clinic Domenech 387, Hato Rey, PR., 00918

Tel-787-765-1120

 

JPAGE_CURRENT_OF_TOTAL

Banner